Cine italiano contemporáneo

“Latin lover” se sumó a los 4 títulos del año. Ninguno film procedente del país europeo superó los 40.000 espectadores en 2015.

latin-lover1-e1426528980153

2015 será en más de un sentido un año record para el negocio cinematográfico en Argentina. Por primera vez en muchos años se habrán estrenado unas 400 películas, cifra bastante superior a las habituales 250 a 350, desde inicios de este siglo. Otro hito será el número de espectadores que rondará la que parecía inalcanzable cifra de 50.000.000. Finalmente, repitiendo la performance del año pasado el número de estrenos argentinos superará el 40 % del total de novedades cinematográficas en nuestras pantallas.

Muy diferente es el panorama del cine italiano ya que en 2015, y a similitud de años anteriores, representará poco más del 1 % del total estrenado (6 films), porcentaje que se reduce aún mucho más (menor al 0,2%) si se mide su volumen en la taquilla.

Ni siquiera lo último de Nanni Moretti (“Mia Madre”) logró ingresar en el top ten histórico que, ordenado por número de espectadores de cine italiano, muestra que las tres que lo encabezan datan de más de diez años desde su estreno.

#FilmEstrenoDistribuidoraEspectadoresPantallas en semana de estrenoSemanas
1El Clan13/08/2015
Fox2.613.94133316
2Abzurdah04/06/2015Disney784.71721418
3Sin hijos14/05/2015Disney484.14013918
4Papeles en el viento08/01/2015Disney383.31412518
5Truman24/09/2015Disney377.93918214
6Boca Juniors 3-D27/08/2015UIP270.29619510
7Locos sueltos en el zoo09/07/2015Disney217.25214615
8Socios por accidente 202/07/2015UIP176.16017714
9El espejo de los otros03/09/2015Disney158.60816014
10La patota18/06/2015Energia145.2477116
Los 5 títulos distribuidos sumaron 65.000 entradas en 2015.

CDI acaba de estrenar “Latin Lover” de Cristina Comencini, hija de Luigi quien dirigió “Pan, amor y fantasía” y “El incomprendido” entre otras. Se trata de un film coral en que un grupo numeroso de familiares (esposas, hijas) se reúnen para recordar a diez años de su muerte a quien fuera un actor muy popular otrora. Mezcla éste de Gassman, Mastroianni y otros divos de la época, en que el cine italiano estaba en pleno apogeo. Lo que sobresale es la pléyade de actrices de diversas nacionalidades europeas que incluyen a Virna Lisi (fue su último film), las españolas Marisa Paredes, y Candela Peña y Valeria Bruni Tedeschi  aquí en el rol de una mujer francesa.

Casualmente la hermana de Carla Bruni también actúa y dirige “Un castillo en Italia”, otro de los estrenos de este año que aunque tiene producción francesa localiza su historia en el norte de Italia. Y completa un singular triplete al ser también actriz de “El capital humano” de Paolo Virzí. Este último es también un film coral con varios intérpretes donde sobresalen Valeria Golino (“Rain Man”), Fabrizio Bentivoglio y Luigi Lo Cascio (“La mejor juventud”). La película de Virzi funcionó bastante bien en la taquilla confirmando que es uno de los directores más interesantes como ya lo había demostrado en las anteriores “Caterina en Roma”, “La prima cosa bella” y “Tutti i santi giorni”.

 

Las películas italianas más taquilleras

 

“La vida es bella” superó el 1.000.000 de espectadores en Argentina.

“La vida es bella” superó el 1.000.000 de espectadores en Argentina.

 

La vida es bella” de Roberto Benigni es la única producción italiana que alcanzó el millón de espectadores, siendo la siguiente (“El último beso”) la otra distribuida por una “major” (Buena Vista). Ambas pertenecen a una época que ya parece lejana y las siguientes ocho son todas propiedades exclusivas de alguna compañía de distribución independiente.

El último beso” (“L’ultimo baccio”), la otra del sello Disney, fue dirigida por Gabriele Muccino (“Como te nessuno mai”/”Ahora o nunca”), logrando gran éxito de público en su Italia natal y repitiéndolo en Argentina. Típica película coral, contaba con actores entonces muy jóvenes como Stefano Accorsi y la bella Giulia (Giovanna Mezzogiorno) y en el rol de la madre de ésta a Stefania Sandrelli. Mostraba con cierto dramatismo la crisis de una pareja treintañera, cuando él conoce a una chica más joven y cómo hacia el final será Giulia quien busque revancha.

Bernardo Bertolucci, uno de los más veteranos directores integrantes del Top Ten, pertenece a una “raza” de realizadores con nombres tan célebres como Ettore Scola, Marco Bellochio y los hermanos Taviani. “Cautivos del mal” (“Besieged”) contrasta notablemente con las más famosas “El conformista”, “Último Tango en Paris”, “Novecento” y “El último emperador”. Se trata de un drama intimista con un dúo de actores no demasiado populares: el inglés David Thewlis (se lo puede ver actualmente en el recientemente estrenado “Macbeth”) y Thandie Newton, en el rol de una refugiada de un innominado país africano. Ambos conviven en un caserón que el primero heredó en Roma marcando un “regreso con gloria” de Bertolucci al que siguieron otros films y un reciente homenaje, organizado por Thierry Frémaux, director artístico del Festival de Cannes.

 

#AñoTickets anuales
1201550.023.052
2201346.945.316
3201246.391.028
4201444.245.255
5200442.891.649
6201142.501.846
7201038.024.240
8200535.885.470
9200634.978.704
10200333.767.868
Las 10 películas de la cinematografía italiana sumaron 2.000.000 de espectadores.

 

Coetáneo de Bertolucci, aunque más prolífico, Marco Bellocchio tuvo un espectacular debut en la década del ’60 con “I Pugni in Tasca” y “China se avecina”, sus dos primeros largometrajes. En los últimos años, gracias a la distribuidora independiente CDI se han visto “Vincere” y “Bella addormentata”, dos de sus películas más recientes. “Vincere” es la historia poco conocida de Ida Dalser (brillante composición de Giovanna Mezzogiorno),  quien fuera amante de Benito Mussolini en su juventud y madre de su hijo Benito Albino. El futuro dictador fascista la encerró durante una decena de años en un centro neuropsiquiátrico.

Al reducido lote de películas italianas que han superado los 100.000 espectadores en lo que va el siglo XXI pertenecen aún dos estrenos relativamente recientes. “Habemus Papa. El psicoanalista del Papa”, la penúltima del director de “Mia Madre”, fue ampliamente comentada en una nota consagrada a Nanni Moretti hace pocos meses.

La otra es “La grande belleza” que fue el mayor éxito comercial del distribuidor independiente Zeta Films. La película de Paolo Sorrentino ganó innumerables premiso incluyendo el Oscar al mejor film extranjero. Consagró en forma definitiva a Toni Servillo, actor fetiche de Sorrentino, a quien también dirigió en “L’uomo in piu”, “Le consequenze dell’amore” y “Il divo”, todas lamentablemente inéditas en Argentina.

 

“La grande belleza” fue el mayor éxito comercial de Zeta Films.

“La grande belleza” fue el mayor éxito comercial de Zeta Films.

 

Alfa Films es la distribuidora independiente con mayor número de estrenos italianos en el listado de las diez más taquilleras. Tiene tres en la franja de 60 a 70 mil espectadores, siendo “La mejor oferta” (“La migliore offerta”), la más reciente de ellas.  Fue dirigida por Giuseppe Tornatore (“Cinema Paradiso”) con una muy fina interpretación del australiano Geoffrey Rush (“El discurso del rey”) en el rol de un coleccionista y subastador de cuadros, acompañado por el siempre eficaz Donald Sutherland y una misteriosa joven (Sylvia Hoeks) que logra engatusarlo en sorprendente final.

Con similar cantidad de espectadores pero el doble número de copias, es decir una performance inferior, Alfa ofreció cinco años antes “Gomorra” de Mateo Garrone, inspirado en el libro homónimo de Roberto Saviano. Presentado en el Festival de Cannes 2008 obtuvo un merecido Gran Premio del Jurado al presentar varias historias que el guión hábilmente entrelaza. Trata sobre la organización mafiosa conocida como Camorra napolitana, con mayoría de actores no profesionales. Sobresale la historia de dos hermanos que aman las armas y admiran al Tony Montana que interpretara Al Pacino en el “Scarface” de Brian De Palma. Toni Servillo es el único rostro conocido entre tantos talentosos actores debutantes y desconocidos.

 

“El último beso” de Gabriele Muccino es la segunda película italiana más vista.

“El último beso” de Gabriele Muccino es la segunda película italiana más vista.

 

Cerrando el listado con algo más de 50.000 espectadores se ubica “Francesca” (“Francesca e Nunziata”) de Lina Wertmuller. Estrenada con siete años de atraso (fue filmada en 2001), se trata en verdad de una producción hecha para televisión y cuyo principal y casi único atractivo es la presencia de Sofia Loren. La acompaña un clásico actor de la Wertmuller, con títulos tan célebres como “Mimi metalúrgico herido en el honor”, “Amor y anarquía”, “Insólito destino” y “Pacualino Siete Bellezas”.

El cine italiano que tuvo su momento de gloria hace medio siglo con grandes directores como Fellini, Visconti y Antonioni, actores como Gassman, Mastroianni, Sordi, Manfredi y Volonté y actrices como Sofia Loren, Anna Magnani y Claudia Cardinale parece estar recuperando terreno. En sólo cinco años se duplicó el número de producciones, pasando de 100 a 200 películas. Es una pena que tan pocas lleguen a ser estrenadas en nuestro país.

 

Fredy Friedlander - Periodista

 

Contáctenos

Enviando

© 2020 Ultracine S.A.  ® Todos los derechos reservados

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?

Bitnami