“Dioses de Egipto”: La mitología al poder de la taquilla

Una nueva entrada en el popular género de la épica mitológica llega el jueves 25 de febrero a Bolivia, Chile, Perú y Uruguay; y el viernes 26 a Paraguay.

dioses de egipto

“Dioses de Egipto” cuenta la historia de Set, el dios egipcio de la oscuridad, quien asume el trono del imperio egipcio. El mortal héroe Bek se alía con el dios egipcio Horus en una misión para salvar al mundo y rescatar a su amor. Como Set encontramos al esocés Gerard Butler, quien fue el protagonista de “300”, una de las películas épicas más exitosas de la última década; mientras que Horus es interpretado por el danés Nikolaj Coster-Waldau, reconocido por su papel de Jaime Lannister en “Game of Thrones”.

Este filme marca el regreso a la dirección de Alex Proyas, quien realizó dos de las películas más importantes de la ciencia ficción de fin de siglo (pasado) como fueron “El cuervo” (1994), y “Ciudad en tinieblas” (1998), ambos filmes de culto pero que quizás fueron adelantados a su época y no recibieron en su momento el reconocimiento que merecían.

Tras estos dos títulos, Proyas fue dirigiendo de manera muy esporádica y sus últimas realizaciones fueron películas de corte más hollywoodense como “Yo robot” (2004) y “Cuenta regresiva”, de 2007, con Nicolas Cage. Siempre moviéndose dentro del cine de género, Proyas vuelve a los cines tras casi una década de ausencia.

"Troya", con Brad Pitt, presentó batallas a gran escala con miles de extras.

«Troya», con Brad Pitt, presentó batallas a gran escala con miles de extras.

Dioses de Egipto” pertenece al género ahora conocido como “épica”, aunque el nombre que siempre se usó para este tipo de películas es “peplum”. El peplum es el cine histórico de aventuras, ambientadas en la Antiguedad, por lo general en épocas y eventos grieco-romanos, aunque también incluye a las películas basadas en series y eventos bíblicos (en particular aquellos relatados en el Antiguo Testamento), y los mitos egipcios. Este género fue muy popular en la década del cincuenta y sesenta con filmes como “Los diez mandamientos”, “Ben Hur”, “Cleopatra”, con Elizabeth Taylor (siendo, además, la película más costosa de la historia del cine hasta 1980), entre otros.

Por cuestiones de costos y por el alejamiento del público, el peplum fue desapareciendo o quedando para producciones clases B o de más bajo presupuesto, hasta su regreso con gloria en el 2000 con “Gladiador”. El filme ganó el Oscar a Mejor Película en ese año, además de recaudar más de US$ 450.000.000 de dólares en la taquilla mundial.

«Gladiador» fue una muy riesgosa apuesta para el estudio Universal, que terminó rindiendo sus frutos con creces, además de poner en el mapa de las super-estrellas de la época a su protagonista, Russell Crowe; y sirvió para relanzar la carrera de su director, Ridley Scott, tras muchos fracasos en la taquilla mundial.

"Gladiador" fue la encargada de reponer al género de moda en el 2000.

«Gladiador» fue la encargada de reponer al género de moda en el 2000.

“Troya” , de 2004, fue la película épica más ambiciosa de la primera década de este siglo. Basada en “La odisea” de Homero, en especial en la batalla por Troya y en las figuras de Héctor, Aquiles y Helena, el filme tuvo un presupuesto de US$ 160.000.000 de dólares, utilizados para un despliegue en el diseño de producción y batallas como no se veían desde la época de oro del cine peplum. «Troya» estuvo protagonizada por Brad Pitt, Eric Bana y Orlando Bloom, entre muchos otros.

Tras varios filmes que no terminaron de funcionar comercialmente tras el éxito de “Gladiador”, el género volvió a dar un bombazo en la taquilla con “300“, de 2007, y basada en la novela gráfica de Frank Miller sobre los guerreros espartanos que pelearon a muerte contra el Dios-Rey persa Xerxes. Encabezada por Gerard Butler, “300” fue un sorpresivo éxito con más de US$ 450.000.000 de dólares de recaudación mundial.

Los estudios de Hollywood volvieron a mirar hacia el lado del peplum, y uno de sus exponentes más exitosos fue “Furia de titanes” y su secuela, basadas en el mito de Perseo, hijo del Dios griego Zeus y una humana. La primera entrega se estrenó en 2010,  mientras que la segunda parte llegó a los cines dos años después.

Gerard Butler, protagonista de "Dioses de Egipto", fue también el Rey Leónidas en "300".

Gerard Butler, protagonista de «Dioses de Egipto», fue también el Rey Leónidas en «300».

“El príncipe de Persia: las arenas del tiempo“, estrenada en el 2010, no está basada en un mito en particular, sino en un videojuego creado en 1989 que fue enormemente popular en la década del noventa. La película, protagonizada por Jake Gyllenhaal, fue una colaboración entre Disney y el poderoso productor Jerry Bruckheimer, quienes llevan adelante la saga de “Piratas del Caribe”. Sin embargo, las otras producciones entre el estudio y Bruckheimer no llegaron nunca a tener el nivel de suceso que las películas protagonizadas por Johnny Depp.

El príncipe de Persia: las arenas del tiempo” no funcionó comercialmente y se convirtió en un problemático fracaso debido a su costo de US$ 200.000.000 de dólares, sin contar gastos de marketing y comercialización.

300: el nacimiento de un imperio”, fue una suerte de continuación del éxito de 2007, aunque con nuevos personajes dentro del mismo mundo mitológico, con Eva Green como la guerrera Artemisa, quien es la diosa helena de la caza, y presentada como una enemiga de temer dentro de la guerra entre los griegos y las fuerzas invasoras persas.

Ya sin Zack Snyder en la silla del director (aunque sí como productor), “300: el nacimiento de un imperio” no llegó a los niveles de la primera entrega aunque su taquilla fue muy buena.

Christian Bale como Moises en "Ëxodo", una épica ambientada en Egipto.

Christian Bale como Moises en «Ëxodo», una épica ambientada en Egipto.

En los últimos años, se estrenaron varios filmes que toman como base los más reconocidos mitos bíblicos del Antiguo Testamento.

“Noé 3-D” (2014) fue la primera super-producción para todo público del realizador Darren Aronofsky (director de “Requiem para un sueño” y “El cisne negro”), en la que contó precisamente la historia de Noé y la construcción del arca para salvar a los elegidos del Gran Diluvio enviado por Dios para destruir a los descendientes violentos de Adán y Eva. Esta épica estuvo protagonizada por Russell Crowe, Jennifer Connelly, Emma Watson y Anthony Hopkins, entre otros,

Otra historia clásica del Antiguo Testamento que se adaptó a los tiempos que corren fue “Éxodo: Dioses y reyes» (2014), el tercer peplum de Ridley Scott tras “Gladiador” (2000) y “Cruzada” (2005). “Éxodo“, con Christian Bale como Moises en su lucha para liberar a 600.000 esclavos del dominio de su hermano, el faraón egipcio Ramsés, recaudó algo menos de US$ 270.000.000 de dólares.

Veremos si “Dioses de Egipto” logra la aprobación del público latinoamericano tras su estreno el jueves 25 de febrero.

Mariano Oliveros

Contáctenos

Enviando

© 2019 Ultracine S.A.  ® Todos los derechos reservados

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?

Bitnami